REVISIÓN DE NOVEDADES BIBLIOGRÁFICAS RECOMENZAR: AMOR Y PODER DESPUÉS DEL DIVORCIO

Contenido principal del artículo

20-10-2015_12-59-422.png


COMENTARIO: Adriana Bersi


Psicóloga UBA. Especialista en Metodología de la Investigación Científica UNER. Ex docente regular de Metodología de la Investigación Científica UBA. Ex Prof. Adjunta Teoría y Práctica Sistémica CAECE Terapeuta de familias, parejas y adultos Fundación Prosam. Directora Editorial Revista Diagnosis.


Comentario: Adriana Bersi  

 


Presentamos en esta oportunidad el texto de Irene Meler Recomenzar: amor y poder después del divorcio publicado por Editorial Paidós. La autora es Doctora en Psicologíapor UCES, coordina el Foro de Psicoanálisis y Género de la Asociación de Psicólogos de Buenos Aires, es codirectora de la Maestría en Estudios de Género en la UCES, docente e investigadora. Autora de diversas publicaciones.


En este trabajo Irene Meler trasmite los resultados de su tesis doctoral. En la misma realiza aportes para comprender “el complejo panorama familiar contemporáneo” que se ha transformado aceleradamente en los últimos años. Refiere que los cambios sociales y culturales, entre ellos la pérdida del carácter indisoluble del matrimonio y el auge del divorcio, son acompañados por una gran inestabilidad en las uniones matrimoniales promoviendo recomposiciones familiares. En el marco de este escenario, pone el foco de su análisis en las familias ensambladas de sectores poblacionales medios. Los ensamblajes se producen entre sujetos de los cuales -por lo menos uno- ha tenido una unión conyugal que se disolvió y que, ante la disolución del primer proyecto familiar, vuelven a intentar una relación conyugal heterosexual y la crianza conjunta de los descendientes.


El libro está organizado en tres apartados. En el primero de ellos presenta una exhaustiva indagación del estado del arte del asunto al que se aboca. Si bien existen múltiples estudios que indagan las transformaciones familiares y su impacto en la subjetividad desde distintas disciplinas, poniendo el acento en diferentes sujetos de la red familiar, con diversidad metodológica y valoración de los investigadores que valoran esta transformación desde la tragedia al optimismo; la autora no ha encontrado estudios que analicen a la pareja conyugal en segundas o terceras nupcias considerando “las relaciones de género como relaciones de amor y de poder en un contexto cultural donde la dominación masculina, si bien se encuentra en crisis, mantiene su vigencia”. El trabajo intenta llenar este vacío de conocimiento.


Dado que el divorcio registra en Occidente un incremento sostenido, lo que implica una crisis de la institución matrimonial, se estima que una gran cantidad de niños y adolescentes, así como los cónyuges, están expuestos a vivir situaciones familiares cambiantes. El conflicto en estas familias es elevado y el ejercicio de la parentalidad puede verse deteriorado en forma transitoria o permanente, por cuanto el problema adquiere gran relevancia social a fin de lograr comprender y desarrollar herramientas para afrontarlo.


El segundo apartado desarrolla la trama conceptual que modela el abordaje del objeto en estudio. Comienza especificando que su trabajo se inscribe dentro del campo interdisciplinario de los estudios de género. Da cuenta de la evolución del concepto género como herramienta teórica y del sistema sexogénero como dispositivo de regulación social. La autora refiere “En este estudio, el recurso al concepto de género ha permitido comprender el modo en que los sujetos han construido su sentimiento íntimo de femineidad o de masculinidad, y el modo en que esa construcción, que es a la vez social-histórica y biográfica, ha contribuido a configurar sus deseos, sus valores e ideales y sus proyectos de vida. Las relaciones conyugales analizadas se han establecido dentro del actual universo de prácticas, representaciones e instituciones, y el sentido que encontremos a sus conflictos, rupturas y recomposiciones solo puede ser captado en ese contexto”.


Expone las diversas formas en que se ha configurado la familia a través de los tiempos sosteniendo que en nuestros días atraviesa un período de transición. Las familias premodernas constituidas por intereses de linaje y las conyugales nucleares de la modernidad, con jefatura masculina y una clara división sexual del trabajo, ofrecían mayor estabilidad familiar porque se desarrollaban en un contexto conservador de las tradiciones aunque funcionaran inequitativamente al estar estratificadas por género y edad. Las familias posmodernas se caracterizan por la inestabilidad, coexistiendo diversos modos de familiaridad entre los que se encuentran las familias ensambladas, objeto de análisis de este trabajo.


Deconstruye críticamente la teoría psicoanalítica desarrollada por Freud sobre la femineidad describiendo los sesgos androcéntricos y sexistas del modelo psicoanalítico y realiza un recorrido por los desarrollos contemporáneos señalando su compatibilidad o no con los estudios de género. Rescata las líneas teóricas constructivistas del psicoanálisis y destaca la necesidad de apuntar a una articulación entre los estudios psicoanalíticos y los estudios sociales. En este sentido desarrolla aportes de autores que posibilitan analizar los aspectos sociales y su articulación con la producción de subjetividad: Foucault, Bourdieu, Castoriadis, Badinter, G. H. Mead, entre otros.


Dedica un capítulo para abordar la complejidad de los procesos de conocimiento señalando, a diferencia de posturas positivistas, la implicancia subjetiva en la construcción del objeto de estudio y el recurso al consenso y la intersubjetividad para reemplazar la pretensión de un saber objetivo. Menciona el valor de la metáfora, las emociones y el poder en la producción científica y destaca el aspecto pragmático de las narraciones. Refiriéndose específicamente a su trabajo sostiene invocando a Foucault “Los sentidos que constituyen el objeto de este estudio no son entonces el resultado de la captación objetiva de un sujeto que se ha abstraído de las tensiones que atraviesan la sociedad, sino un esfuerzo que se suma al constante interjuego donde diversos sectores luchan por la construcción de significados que den racionalidad a su particular posición dentro del campo social”. Continúa “Dado que, en términos bourdianos, el poder de cualquier campo deriva en parte del capital simbólico que se haya logrado acumular, esta propuesta tiene el propósito de sumarse a esa acumulación y construcción de sentidos, y contribuir de ese modo a una reestructuración de las representaciones y prácticas hegemónicas para promover una mayor equidad entre los géneros”.


En el tercer apartado trasmite los hallazgos de la investigación realizada. El objetivo de la misma fue explorar “el modo en que, bajo las formas de familiarización producto de los divorcios y las nuevas uniones conyugales, se desarrollan las actuales relaciones entre los géneros”, sosteniendo que, “en estos vínculos se ponen en juego los aspectos más íntimos del deseo, pero también se construyen de modo conjunto las inserciones sociales de cada sujeto”. Para este fin la autora entrevistó en profundidad a los integrantes de diez parejas conyugales de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires unidos en segundas nupcias que convivieran al menos con el hijo de uno, de otro o de ambos cónyuges y que se encontraran en edades centrales del desarrollo vital –entre 30 y 50 años de edad- realizando un minucioso análisis de los datos obtenidos desde la perspectiva del psicoanálisis, los estudios de género y desarrollos de las ciencias sociales.


El texto de Irene Meler aporta herramientas de gran utilidad para el trabajo clínico y comunitario en el campo de la Salud Mental al analizar las nuevas formas de familiarización y sus vulnerabilidades. En lo que respecta a la producción de conocimiento científico, su libro se presenta como un paso ineludible para aquellos investigadores que trabajen en el área de familia desde la perspectiva de género.


 

Detalles del artículo

Sección
Comentarios y Novedades
Curriculum del autor/a

revistadiagnosis@fundacionprosam.org.ar

Psicóloga UBA. Especialista en Metodología de la Investigación Científica UNER. Ex docente regular de Metodología de la Investigación Científica UBA. Ex Prof. Adjunta Teoría y Práctica Sistémica CAECE Terapeuta de familias, parejas y adultos Fundación Prosam. Directora Editorial Revista Diagnosis.